DICHOS ESPIRITUALES, JALIL GIBRAN

gibrán

 

Pensando en un libro o un tema para este nuevo post me he acordado de Jalil Gibran. El sabio libanés sin sabiduría (porque el verdadero saber nunca se “tiene”); el poeta, pintor, que cantó a la belleza punzante de lo inasible. Y le cedo la palabra con algunos de sus “dichos”, en los cuales encontrarán más sustancia que en lo que les diga este que ahora escribe. Tiempo habrá para dedicar un post más elaborado sobre alguno de sus libros. Hasta el próximo, disfruten y piensen, pero, sobre todo, observen (y oigan).

 

Algunos oyen con las orejas, algunos con el estómago, algunos con el bolsillo; y algunos no oyen en absoluto.

 

Guardadme del hombre que dice: “Soy el candil que ilumina el camino de la gente”; pero acercadme a aquél que busca su camino a través de la luz de la gente.

 

Trae el desastre a su nación aquél que nunca siembra una semilla, o pone un ladrillo, o teje una prenda, pero hace de la política su ocupación.

 

Aún tengo que encontrar al ignorante cuyas raíces no estén enclavadas en mi alma.

 

Aquel que te perdona un pecado que no has cometido, se perdona a sí mismo su propio crimen.

 

El miedo al infierno es el infierno mismo, y el anhelo del paraíso es el paraíso mismo.

 

Aquél que filosofa es como un espejo que refleja los objetos que no puede ver, como una caverna que devuelve el eco de las voces que no oye.

 

Libradme de la sabiduría que no llora y de la filosofía que no ríe y del orgullo que no inclina la cabeza ante un niño.

 

Es virtuoso aquel que no se absuelve a sí mismo de las imperfecciones de los demás.

 

La belleza en el corazón que la ansía es más sublime que en los ojos del que la ve.

 

La modestia fingida es imprudencia embellecida.

 

No hay ninguna comodidad en la civilización de hoy que no cause incomodidad.

 

La mayoría de los hombres de sentimientos delicados se apresuran a herir tus sentimientos para impedir que te les adelantes y hieras los de ellos.

 

El Espíritu de Occidente es nuestro amigo si lo aceptamos, pero nuestro enemigo si nos dejamos poseer por él; nuestro amigo si le abrimos nuestros corazones, nuestro enemigo si se los entregamos; nuestro amigo si tomamos de él lo que nos conviene, nuestro enemigo si dejamos que nos use a su conveniencia.

 

Mi enemigo me dijo: “Ama a tu enemigo.” Y yo le obedecí y me amé a mí mismo.

 

¡Qué distante me siento de la gente cuando estoy con ella, y qué próximo cuando estoy lejano!

 

kahlil Gibran

 

Anuncios

19 comentarios en “DICHOS ESPIRITUALES, JALIL GIBRAN

    • Gracias a ti Esther. Por pasarte y por comunicarnos en tu sitio tantas cosas interesantes sobre el método Feldenkrais y otros asuntos análogos de gran importancia para la salud y el bienestar humano. Recibe un fuerte abrazo.

    • Hay grandes escritores y grandes personas. Y Jalil Gibrán aunaba en sí las dos cosas, me reconozco también un gran admirador de sus escritos y su forma de ver la vida. Gracias por el comentario, Ernesto, un abrazo.

    • Qué bien que te gusten estas frases María. Hay realmente mucha sabiduría allí. Y ese saber se muestra más de una vez de un modo paradójico, pero es que los seres humanos somos paradójicos, no funcionamos con una lógica lineal. Por eso coincido plenamente contigo en el aprecio por la frase que mencionas. Un abrazo, María.

  1. Pingback: El rincón de la bibliografía: Gibrán Khalil Gibrán – Cisterna de sol

  2. Pingback: DICHOS ESPIRITUALES, JALIL GIBRAN — Ritual de las palabras – ELENATURVAL (( Electronic Nature Valdesca ))

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s